Los aeropuertos ofrecerán mejores sistemas de identificación A raíz del enorme crecimiento del tráfico aéreo de los últimos años, se hizo necesario el desarrollo de nuevas estregias y tecnologías que satisfacieran la creciente demanda aeronáutica, por ello la implementación de nuevas tecnologías como la seguridad biométrica son clave para agilizar los procesos requeridos para abordar un avión.

 

La Identificación por huella digital, el reconocimiento facial, por iris o por voz, entre otros, son una tecnología cuyo desarrollo poco a poco se abre paso a través del mundo aeronáutico para brindarle a los usuarios una mejor y más ágil experiencia, garantizando la seguridad y la identificación de cada individuo.

 

La presentación de documentos de identificación, pasar por el check-in, seguridad, migración, etc. pasaran a ser historia gracias a la identificación biométrica que agilizara de forma significativa los procesos más tediosos a la hora de abordar un avión, no más largas filas y aglomeraciones que entorpecen la experiencia, ya que toda nuestra información personal, será rápidamente consultada por cualquier lector biométrico.

 

“El uso del cuerpo humano como sistema de autentificación será la salvación para agilizar el movimiento de personas en las terminales aéreas”, dice Annet Steenbergen, presidenta del grupo de trabajo de agilización de pasajeros en la IATA. Hoy en día el impacto del COVID-19 ha obligado a los aeropuertos de todo el mundo a acelerar el uso de estas herramientas principalmente por la agilidad que esta ofrece satisfaciendo las expectativas y comodidad de sus usuarios, al día de hoy se busca ver menos hacinamiento y más medidas de higiene que garanticen la seguridad a la hora de viajar.

 

Los acontecimientos ocurridos durante el 2020 han desalentado la confianza de muchos usuarios a la hora de tomar un avión, pero la implementación de estas nuevas tecnologías serán el impulso necesario para garantizar seguridad y devolverle la confianza a los usuarios sobre la industria aeronáutica. Damian Marzano

Artículo anteriorLa unión hace la fuerza
Artículo siguienteAviones 100% Eléctricos en 2030.