Todos en algún momento escuchamos hablar de las Termas de Río Hondo en Santiago del Estero, por tratarse del destino con más trayectoria dentro del rubro en la República Argentina, es que están tan arraigadas a nuestra cultura como el ritmo de la chacarera santiagueña.

Ni bien llegamos a la ciudad nos contactamos con “un mundo aparte”, desde la entrada al cruzar el río, aparecen los clásicos hoteles con la fachada de un pueblo tranquilo que invita a desconectarse del ajetreo diario, con alojamientos que cubren absolutamente todos los rangos de posibilidades.

Los Pinos Resort & Spa Termal

Llegamos a las Termas de Río Hondo una mañana calurosa como sólo en Santiago del Estero se puede experimentar. Cálidos y amigables los santiagueños nos daban la bienvenida.
Nos dirigimos a Los Pinos, nuestro hogar en Termas, estábamos arribando al paraíso del confort. El complejo es mucho más que un alojamiento y nos iba a proporcionar una maravillosa experiencia de placer y bienestar.
Los Pinos dispone de un mega espacio funcional a todas las edades, parejas, familias con niños, jóvenes y adultos mayores, dada la variedad de opciones llenas de atractivas actividades.
Desde que atravesamos el portal nos acompaña una constante de atenciones y cortesías, poniendo a nuestra disposición todas sus instalaciones, y por tratarse de un servicio All Inclusive, una serie completa de actividades listas para ser disfrutadas plenamente.
Luego de ubicarnos en nuestra habitación donde la comodidad y la elegancia se compatibilizaban, decidimos ir directamente a la piscina, deseosos de ponernos en contacto con las aguas termales, ricas en propiedades saludables.
El complejo dispone de dos piscinas, una techada y la otra al aire libre, ambas conectadas por un corredor, en ellas podemos disfrutar de un ambiente de placentera armonía y también sentirnos parte de la Naturaleza gozando de su fresca vegetación ó elegir alguna de las tantas alternativas recreativas dentro de un gran abanico que incluye gimnasia acuática, juegos y deportes varios.

El Bar en la Piscina

En el predio de las piscinas el bar nos ofrecía generosamente todo tipo de tragos, minutas y refrescos para consumir a gusto, pasamos un delicioso momento en las cómodas reposeras leyendo, tomando sol o simplemente relajarnos bajo la arboleda, a veces cambiando el almuerzo por una tentadora picada.

¡Animados!

Los animadores nos acercaron permanentemente la oportunidad de divertirnos, siempre dispuestos y con el mejor humor nos invitaban a participar de las actividades que no cesan a lo largo del día: torneos deportivos, caminatas saludables recorriendo la ciudad, fiestas temáticas con coreografías y mucho más.
Los más pequeños cuentan con instalaciones especiales, dentro del programa Los Pinitos disponen de un sinfín de juegos para divertirse a lo grande.
Otro punto destacado es el gimnasio, completamente equipado donde los amantes a la actividad física encontrarán profesores a toda hora para practicar spinning, stretching, musculación y también para aprender los mejores pasos de bailes.

La Gastronomía

Cada huésped tiene reservada una mesa en el restaurante, de manera que no teníamos que preocuparnos por llegar a tiempo para conseguir lugar.
Un buen desayuno es fundamental y en Los Pinos se convierte en el primer placer del día. Un servicio completo y delicioso que ofrece desde frutas frescas y cereales, hasta huevos revueltos y una destacada selección en panadería y confituras.
La hora del almuerzo es un verdadero deleite, presentando una diversidad de platos en los cuales la calidad es la norma, y un servicio de excelencia gastronómica de la mano de la atención permanente del personal. Destacamos el valor agregado de los mozos adaptando el servicio a las preferencias de cada persona, desde las bebidas hasta la disposición, siendo otro punto destacado.
Una amplia mesa contiene entradas de todo tipo donde cada uno puede servirse a gusto, el menú varía día a día para el almuerzo y la cena, agregando una opción light.
Para finalizar las comidas, una completísima mesa de dulces donde podemos encontrar frutas, postres elaborados y exquisiteces de todo tipo.
Una opción muy valorada para nosotros y que no solemos encontrar fácilmente es la merienda, dispuesta en las cómodas instalaciones del Bar Central, exquisitas tortas y variedades de panadería acompañan al servicio de cafetería, teniendo también la posibilidad de servirnos frutas y cereales.
Durante la cena nos acompaña un intérprete musical con clásicos de todas las épocas, preparando el ambiente para lo que sigue.
Todo esto en un ambiente climatizado y amable en todos los aspectos, acompañados por música funcional y en la cena se puede disfrutar de buenos intérpretes de todos los estilos con gran talento y buen gusto.

La Noche

Por la noche el Bar Central es la estrella, convocando a los que quieren quedarse un rato más, la noche tiene vida propia en Los Pinos, el lugar se viste de fiesta y gracias al trabajo de la producción, sorprende a los huéspedes con sus cambios escenográficos, desde una pasarela para desfiles hasta un escenario con sonido para un set musical, la visita de algún humorista con sello bien santiagueño, una fiesta temática, todo acompañado por una generosa barra donde el esmerado bartender prepara todo lo que le piden con gran calidad.

El Spa

El Hotel dispone de una completa gama de servicios de bienestar en su spa, masajes descontracturantes, revitalizantes y saunas. Siempre es bueno hacerse un tiempo para el cuidado de uno mismo, y aquí encontramos un espacio ideal para la armonía, con un servicio muy profesional.

El Cine

Una opción que destaca a Los Pinos es la sala de cine, con una cartelera actualizada que propone tres funciones por día con un título diferente en cada una, para todas las edades. Durante nuestra estadía asistimos muy felices a más de una función luego de un día de piscina y sol, siendo una gran previa para la cena.

La Sala de Estar & Juegos

Equipada con televisores LED, cómodos livings, mesas de cartas y computadoras, la sala es un buen espacio para distenderse entre las actividades, en este espacio se organizan varios juegos a cargo de los Animadores, es bastante espaciosa como para que convivan varios grupos de personas realizando distintas actividades en un espacio muy confortable.

Las Habitaciones:

Cuentan con todos los servicios, batas de baño y sin duda, al tratarse de Termas de Río Hondo el mayor punto es la ducha termal, cada pasajero dispone de un baño termal en el momento que lo desee, resulta muy prometedora la posibilidad de un buen relax antes de dormir, aprovechando todos los beneficios del agua. Un detalle que hace al todo y nos resultó de suma importancia es la excelencia en la higiene del Hotel, en un ambiente donde la gente pasa días y noches entre pileta, juegos y comida, es realmente destacable la pulcritud del lugar.

Después de una buena estadía plena de relax y diversión, nos despedimos de Termas de Río Hondo, mientras el bus sale desde la Terminal al ritmo relajado de la ciudad, esperamos tener la oportunidad de visitar Los Pinos nuevamente, disfrutar del relax de la piscina, disfrutar de su gastronomía y seguir soñando despiertos.

Por Hernán Couste
@HernanCouste

 

Artículo anteriorIT’S SO MIAMI
Artículo siguientePATAGONIA RUN EN SAN MARTÍN DE LOS ANDES