Los delfines pueden ser observados casi todo el año en los alrededores de Península Valdés, pero entran a los golfos Nuevo y San José en mayor cantidad durante los meses de verano, atraídos por los cardúmenes de anchoítas, que acostumbran a nadar en grupos de a cientos.

Artículo anteriorLas estancias turísticas en alojamientos rurales españoles bajaron un 46,5 % en 2020
Artículo siguienteEl Consejo Mundial de Turismo se opone a las cuarentenas para viajeros