La chef china, de 36 años y embarazada de seis meses, fue inducida el viernes a un coma farmacológico para ser tratada por coronavirus.

Artículo anteriorTurismo debe seguir creciendo sin afectar el entorno natural: Miguel Torruco
Artículo siguienteGuanajuato celebra convenio para crear Observatorio Turístico de Aguascalientes