En la Argentina la actriz se hizo conocida con su participación en películas como “Por mis pistolas” (1968), con Mario Moreno (Cantinflas), o el western de Sam Peckinpah “Traigan la cabeza de Alfredo García” (1974).